¿Qué dejó el primer tercio de la 54 Serie Nacional?

Fuente: Cubahora

Por Joel García León

10 de Septiembre de 2014

La actual campaña beisbolera dejó atrás para la mayoría de los equipos los primeros 15 juegos —hay cuatro partidos no celebrados— y se impone un análisis no solo de lo recorrido más allá de la tabla de posiciones, en la que solo asoma una gran sorpresa: el campeón defensor, Pinar del Río, marcha antepenúltimo con apenas cuatro sonrisas.

La tropa de Alfonso Urquiola no ha comenzado bien con el madero. Son los de peor ofensiva (211 de average), los que menos anotan (29 carreras), los de menor OBP (311) y también los más discretos en OPS (569). Paradójicamente son los punteros en pitcheo (2.11 promedio de carreras limpias), una de sus armas letales para en cualquier momento salir de un escaño que ni el más atrevido especialista les daba.

Eso sí, tendrán que hacerlo en este segundo tercio, pues un resbalón más los pondría en aprietos para colarse entre los ocho conjuntos que se mantendrán con vida en la segunda fase. Es cierto que tienen tres encuentros suspendidos y que la mitad de sus derrotas ha sido por diferencia mínima de una carrera, pero el olor a tabaco siempre ha sido de mayor fijador que lo visto hasta el momento.

Dentro de los más felices de este inicio andan, sin dudarlo, Ciego de Ávila y Las Tunas. Los primeros tomaron la punta en la tercera subserie y nadie los ha bajado. Son los que más ganan (11) con un balance excelente como visitador (4-2) y home club (7-2), en tanto su defensa, el batazo oportuno, la velocidad en función de la ofensiva (14 bases robadas) y un pitcheo bien dirigido parecen guiarlo hacia la segunda fase sin mayores contratiempos.

En el caso de los leñadores tuneros, arrancaron con una espesa barrida sobre Camagüey y tras los tropiezos con Villa Clara y Sancti Spíritus han encontrado de nuevo el camino de la victoria, basado sobre todo en la segunda mejor ofensiva de la Serie (309), liderada por Yosvani Alarcón (370 y cinco jonrones), Yordan Álvarez (441) y Danel Castro (345). Para felicidad de su mentor Ermidelio Urrutia, la defensa se comporta hoy de maravilla con apenas 10 errores y 983 de promedio, el segundo del torneo.

Del resto de los conjuntos, se impone destacar a Artemisa, que a puro pitcheo —Yunieski García al frente con cuatro ganados y tres salvados— se mantiene tercera, aunque necesita mejorar de forma acelerada su bateo (apenas 235) y la defensa (últimos con 21 errores y 967de promedio), indicadores que pueden hacerlo naufragar en sus aspiraciones de igualar o superar el sexto lugar de la 53 Serie Nacional.

Industriales comenzó bien en el Latinoamericano —par de barridas—, pero su recorrido por tierras orientales ha sido fatal (solo tres éxitos en nueve salidas) y necesitan más responsabilidad con el madero de los Malleta, Urgellés, Rudy, pues el más pequeño de los Gourriel no lo podrá hacer todo como ha venido haciéndolo hasta ahora.

Matanzas ha ganado cuatro de las cinco subseries y solo resbaló con los tigres avileños. Nadie produce ni batea más que ellos (103 carreras y 327 de average), con un Yadiel Hernández que parece haber llegado a su consagración como pelotero (442, 23 hits y 10 remolques) y el binomio Jonder Martínez- Yoanni Yera con los mayores aportes desde el box, al repartirse siete de los nueve triunfos.

No olvido las buenas faenas que vienen rindiendo Granma y Guantánamo, en especial los conocidos “Alazanes”, terceros en pitcheo (2,84 pcl); mientras Villa Clara, Sancti Spíritus, Santiago de Cuba y Holguín prometen pelea porque no se apaguen sus estadios en diciembre. Camagüey todavía no despega como quiere su mentor Esteban Lombillo, al tiempo que Isla de la Juventud, Cienfuegos y Mayabeque están en el entorno previsto.

En sentido general, ha sido un primer tercio muy similar al vivido en la pasada versión cuando se le compara en jonrones (95 ahora por 97 en la 53 SN), lechadas (21 en las dos temporadas) y juegos por diferencia de una carrera (33 por 38). Solo en el apartado de nocao la diferencia se inclina llamativamente (8 por 3), lo cual pudiera ser un indicador de debilidad en el pitcheo joven que tenemos.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: