Guerreros Metropolitanos

Por Rogério Manzano

MetropolitanosMetropolitanos fue el único club de la actual Liga invernal cubana que cumplió la ingrata misión de servirle de sucursal, o abastecedor de talento, a otro equipo: los Industriales.

Del mismo modo en que este misterioso estigma les perjudicó en su relación con el primer representante de La Habana, también la imagen visual de la novena fue dañada por la misma razón.

La maldición del hermano menor

MetropolitanosLos Metros nacieron en la campaña de 1974-75. Durante esa y las dos siguientes contiendas, Industriales estuvo fuera del invierno. Pero en 1977-78, ambas escuadras coincidieron como las agrupaciones constituidas formalmente para portar los pendones de guerra de la capital en el torneo doméstico.

Desde ese instante comenzó un forzado paralelismo en sus vestimentas que se extendió hasta el última día de su existencia.

Entre los primeros conjuntos que mostraron austeros distintivos en sus uniformes, durante el certamen de 1980-81, estuvieron los Metropolitanos. En aquella lid se presentaron ante el público del Latinoamericano con un par de insignias muy alusivas a la ciudad (ya convertida en provincia) que representaban.

Estos símbolos fueron la Giraldilla y el escudo de armas de la capital habanera. Sin embargo, los distintivos fueron apenas una copia al papel carbón (pero en color rojo) del diseño que enseñó el elenco mayor, los Industriales.

Guerreros MetropolitanosFue un asunto que no entregó alternativas hasta 1998. En esa ocasión se logró cierta autonomía entre ambas selecciones, al menos, en cuanto a la utilización de las dos divisas ya mencionadas. Y mientras los Industriales se reservaron el uso exclusivo de la Giraldilla, los Metros adaptaron el escudo de la ciudad a su fórmula beisbolera.

Los Guerreros

Guerreros fue un apodo que surgió aupado por la prensa de la capital, necesitada de defender el derecho a existir de la escuadra hasta el último día. El sobrenombre personificó ese espíritu constante de resistencia, de lucha permanente, para poder lograr sobrevivir de una campaña a otra.

A menudo también se les citó como Gladiadores, pero sin dudas fue Guerreros el mote que prevaleció para el equipo de los Metros, los cuales, en definitiva, al igual que Industriales, padecieron del mismo mal: ninguno de los dos llevaba el nombre oficial de la provincia, sino que sus sobrenombres fueron utilizados como denominación oficial.

Colores del uniforme

Aunque se asume que los matices bermejos ondearon desde el primer día en el estandarte metropolitano, los hechos parecen diferir al respecto. Al sustituir al Habana, Metros absorvió el marrón como atributo, pues el azul se reservó para los Agricultores (suplente de los Industriales) y el rojo (combinado con el blanco) personificó a Constructores (tercera novena de la Habana en competencia).

Después de 1977, al desaparecer Constructores y Agricultores, los Metropolitanos abrazaron en definitiva el color rojo, como supuesta contraparte del azul industrialista. Obviamente, sólo en teoría, pues la práctica evidenció a una novena que, en realidad, nunca se le permitió responder adecuadamente a tal responsabilidad.

MÁS SOBRE METROPOLITANOS
HISTORIA
ESTADÍSTICAS
UNIFORMES
ESTADIO

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: